Poemas y cuentos infantiles, de: animalitos, naturaleza, fiestas, escuelita y más. Educación y entretenimiento. Poemas de amor, social, artículos científicos, ensayos, gótico, surrealismo.

domingo, noviembre 11, 2018

Los lumanis: El planeta Ferra

Varios comportamientos del universo de los lumanis son indeseables, y no me refiero a actos delictivos, enfatizo la conducta lumani hacia el prójimo, con banalidades de prejuicios, y clases sociales.

Éstos seres son muy parecidos a nosotros físicamente, pues es uno de los universos paralelos existentes, aquí resurge ésta historia fascinante sobre nuestros dobles en el planeta Ferra.


La manera de hablar de los lumanis, no debiera contener frases estúpidas, con tópicos de conversación demasiado superfluos entre interlocutores de edad madura o avanzada, cuya actitud pasa de ridícula a deplorable.


Pero lamentablemente en ése mundo existen muchos lumanis desglosados en las siguientes categorías:


1. Parásitos millonarios


Lumanis cuyos bisabuelos o tatarabuelos, eran Lumanis trabajadores, inteligentes que supieron labrar una fortuna, que ahora disfrutan sus descendientes. Y muchos de ellos a causa de la mal crianza y fortuna, son complacidos en todo lo que desean durante toda su vida.  Dando como resultado lumanis desconsiderados, groseros y hasta casi analfabetas.


Pues muchos no terminan de estudiar.  Porque simplemente ¿Para qué estudiar? si lo tienen todo. Otros si estudian, pero igual tienen una respuesta negativa, al momento de encontrarse con alguna frustración.   Y cuyo desquite obviamente lo descargan con los demás. Su mala educación la muestran de manera descarada, con el irrespeto, la grosería, no dando los buenos días y muchas mas actitudes.


1.1  Hijos de la violencia y pobreza extrema


Cabe destacar que la mala educación en Ferra, muchas veces proviene también desde estratos económicos de pobreza extrema, e igual  se comportan sin un ápice de cortesía para con los demás lumanis.


Pero éstos desafortunados hijos de la pobreza paupérrima son maltratados físicamente, y en forma psicológica al igual sus abuelos  y padres vivieron en las mismas circunstancias.


Y actúan por ignorancia, manteniendo esa cadena interminable de violencia lumanis.  Pero sólo son algunos que desahogan su frustración y traumas con los demás. Es imperdonable tal actitud con el libre albedrío en toda la galaxia.


2. Los estudiados:


Éstos logran tener uno o más títulos universitarios con esfuerzo y otros sin mucho esfuerzo, y cada vez que tratan con alguien, hacen alusión a sus logros con detalles egocéntricos.


Si son profesores, lo enaltecen, diciéndole a sus estudiantes lumanis, que para que ellos lo alcancen o superen, tienen que surcar barreras que seguramente nunca lo lograrán.  Éste comportamiento posiblemente se deba a que no aceptan ser reemplazados en el ámbito laboral.


Disfrutan haciendo sentir mal a sus estudiantes jóvenes lumanis, porque así refuerzan, su baja autoestima, a pesar de sus estudios, que de seguro algunos de ellos, alcanzaron a base de copiadera, y otras veces hasta la falsificación de diplomas.


Ahora desglosaré a la siguiente categoría de lumanis:


Las igualadas groseras


Esta clase de lumanis, tienen un intelecto muy bajo,carecen de la mas elemental buena cultura y son en su mayoría vecinos y vecinas.  Su bajo amor propio, las hace gritar y ser groseras, con los demás lumanis vecinos.


Su vida se centra en espiar y saber las actividades y problemas de los demás.  Por lo tanto su tímpano esta en forma de trompeta hacia las casas vecinas. O cuando el susodicho (a) pasa con sus orejas trompetudas o sea siempre.


Su nivel intelectual está casi en cero. Su comportamiento es patético, debido a su baja escolaridad, y mala educación familiar, lleno de envidia y lo peor, piensan que tienen razón en todo. “Yo se todo de ti” le dice al vecino en tono de amenaza, pero nos preguntamos ¿Como sabe ésta doña la vida del otro?


Pues como dije anteriormente poniendo el 100 por ciento de atención a los demás. Estas señoras no tienen vida propia, están siempre envidiando e imitando a las demás en forma lastimosa, claro, pues en una ocasión, una de éstas lumanis imitó a una vecina intelectual que solía maquillarse en forma perfecta, pero la imitó de una manera circense, pues al no saber maquillarse, se puso unas manchas en los ojos, que en vez de sombras, parecían más bien golpes, y el lápiz labial lo tenía todo corrido, y el rubor parecía de payaso.


Fealdad interna y externa en los lumanis


Lo que se ha comprobado a través de estudios lumanis, en la región lalalá, años atras habían lalalenses lumanis feos, pero no tanto. Ahora resulta que una fémina lumanis, una antesesora más o menos regular, con características físicas y espirituales, parió tres estereotipos féminos de lalalá. Mas feas que ella, por cierto. en ambos aspectos.


Sus dos ojos son desproporcionados. No como los ojos de la  madre lumani, que hacían juego con sus dos piernas y dos brazos.  La fealdad de sus hijas, espanta, a tal grado que se les podría considerar horribles, no feas. Ya veremos si se cruzan, con un prototipo de su especie atractivo y que tengan vástagos de mejor aspecto. Y no me refiero sólo al físico exterior, si no a las cualidades internas también.


Los antipáticos del planeta Ferra


Desde el planeta Ferra donde el sol cuadrado emite sus rayos de luz, y la luna triangular nocturan, emite un influjo embrujador, me enviaron otros datos de los lumanis.


La mera verdad muchos de estos lumanis me resultan muy antipáticos. Los defectos lumanis son abundantes, increíble tanta imperfección, ¿Porqué no podrán ser casi perfectos, como los otros escasos lumanis? O por lo menos poseer más cualidades que defectos.


El mono lumani en verdad nunca se ve el rabo. No es solo un simple refrán, es la pura verdad.


Los defectos propios lumanis difícilmente se ven por el lumani dueño de estos. Muchos lumanis juzgan por su condición.


El lumani cleptómano o ladrón, enfermo o sano, con moral alta o baja es un lumani delincuente porque roba a su prójimo. Pero igual desconfía de los demás, porque piensa que son como él: un lumani ratero.  Ya sea que luzca traje fino o ropa pobre.


El hipócrita, vive en una balsa que se tambalea sobre un abismo.  Porque percibe solo falsedad en donde asoma su cara.


El vidajena se la pasa abriendo los ojos grandes cuando visita una casa de algún amigo lumani, viendo cada objeto, y preguntando lo que no debe. Pero eso si, esta alerta a no contar nada de su vida.


El presumido, es falso, hipócrita y bajo. El lumani ladrón es inmoral e ignorante.


El borracho es parecido al ladrón con la adición de ser un imbécil y de un bajo amor propio: inseguro al extremo. Piensa que su seguridad se acentúa cuando bebe, porque no se ve a si mismo.


Una estupenda manera para que adquiera conciencia sería grabarlo en imagen y vídeo.  Cuando está con los efectos del alcohol, en plenos actos. Luego cuando el lumani esté en esos pocos instantes de sobriedad, mostrarle el vídeo.  Y que vea como es él en realidad, cuando está ebrio.


¿Sentirá por lo menos un poco de vergüenza al ver su real apariencia y comportamiento lumani?


Hay lumanis buenos, misericordiosos, altruistas, esa es otra clase de lumanis, que lamentablemente son demasiado escasos. Mas adelante les hablaré de esa sección planetaria Ferra.  Donde esos poquitos lumanis, son un ejemplo y un alivio de la lumaniyá.


No todo es tan malo, siempre hay pequeñas luces que iluminan a la densidad oscura del planeta Ferra.


Pero aún falta mucho de éstos seres malos.  Así que todavía no les podré relatar sobre los lumanis buenos.


En otra publicación, quizás continuaré, o probablemente hasta aquí llegue ésta historia.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Deja tus comentarios. Tus palabras son valiosas gemas.

Vistas a la página totales